Direct Lending

Una de los tipos de financiación de empresas que ha florecido en los últimos tiempos es el Direct Lending y si estamos interesados en saber qué es el Direct Lending, lo primero que deberíamos conocer es que suele ser más flexible y aportar mayores garantías en las condiciones y plazos que las entidades de crédito tradicionales.

Las ventajas del Direct Lending son diversas, aunque quizás con un tipo de interés más elevado, esto se suple con una mayor flexibilidad crediticia, lo que le otorga una mayor capacidad para adaptarse a las necesidades y los flujos de los prestatarios. Crear tu empresa puede ser un sueño que se haga realidad gracias a este tipo de financiación alternativa.



Descubre el Direct Lending

A diferencia de las entidades de capital riesgo, los fondos del Direct Lending pueden proceder de financiación institucional o grandes patrimonios, además de empresas prestatarias o gestoras de fondos de inversión. El abanico de oportunidades es, por tanto, más amplio y de mejor calidad para los empresarios que deseen comenzar un nuevo negocio con mayores garantías.

El préstamo directo o Direct Lending

Algunas de las características que podemos encontrar en el Direct Lending en España y que hace que se diferencie de la banca más tradicional, son las siguientes:

  • El Direct Lending suele colocar unos preceptos que no son demasiado restrictivos. Al carecer de una regulación tan estructurada como la bancaria, la inversión privada puede colocar sus propias normas y los requisitos para conceder crédito a las pymes suele ser muchos menos.
  • Como contraprestación a esta ventaja, es cierto que el tipo de interés suele ser más elevado y sobrepasar en muchas ocasiones hasta el 10%, por lo que la empresa debería acordar con precisión cuáles van a ser las condiciones exactas antes de lanzarse a la piscina. Algunos inversores también pueden establecer opciones de compra en forma de participaciones o algunas acciones, buscando la rentabilidad al máximo.