Cómo aplicar el método Lean Startup en la creación de nuestra empresa

Clara Nieva
Seguramente ya has oído hablar de la conocida como metodología Lean Startup y tras conocer sus numerosos beneficios empresariales estés interesado o te plantees ponerlo en práctica en tu empresa.

Si por el contrario no conoces este término de moda, sigue leyendo porque en este artículo te explicamos en qué consiste y cómo puedes aplicar el método Lean Startup a tu empresa.

En qué consiste y qué es el Lean Startup
mrmohock || Shutterstock

¿Qué es el método Lean Startup?

El método Lean Stratup es un concepto que ha desarrollado y ha puesto de moda el escritor Eric Ries en 2008 tras la publicación de su libro  “El método Lean Startup: Cómo crear empresas de éxito utilizando la innovación continua”. En el libro el autor propone una nueva forma de implementar las fases de desarrollo de productos y servicios. El objetivo es reducir el tiempo y el coste a la hora de crear una empresa. Esto es posible mediante la combinación de la hipótesis y la experimentación. Y ahora te explicaremos cómo.

Cuando nos planteamos montar un negocio es porque ya partimos de una base, de una idea. El problema es que no sabemos que quieren exactamente nuestros clientes potenciales. Por ello, es muy necesario aprender desde la propia empresa el proceso de fidelización de los clientes de nuestro producto.

¿Cómo implantar el Lean Startup en nuestra empresa?

En la teoría el método resulta muy satisfactorio, sin embargo, nos pueden aparecer dudas en la aplicación del método. En este apartado nos vamos a centrar en definir los pasos que hay que seguir para aplicar la metodología a nuestra startup.

Este contexto de cambio constante en el que nos encontramos, empresarialmente hablando, serán necesarias 3 funciones. Como en cualquier proceso de investigación nos centraremos en crear, medir y aprender.

  • Crear: es plantear las nuevas ideas de producto o servicio, de innovación empresarial, de forma profesional.
  • Medir: esencial en cualquier estudio. Debemos medir la reacción y el comportamiento de los clientes frente a nuestras propuestas.
  • Aprender: se refiere a analizar los datos que hemos obtenido y valorar si es viable nuestra idea de negocio o no.

Los cambios que el Lean Startup propone se aplican en distintas fases.Sin embargo no es hasta la fase del aprendizaje donde se producen los mayores cambios.

Con el método Lean Startup no es necesario esperar a tener un producto total y perfectamente acabado para lanzarlo al mercado. En este caso, se recomienda trabajar con rapidez para que el lanzamiento nos sirva para testear. De esta forma podremos demostrar que nuestra hipótesis se cumple con los clientes reales, y por tanto, tomar las medidas necesarias en caso de modificaciones o cambios en la idea inicial.

En este caso toma conciencia el término “producto mínimo viable” el cual hace referencia al producto piloto que representa la idea que queremos llevar a cabo. Este producto o servicio ha de reunir las características básicas suficientes para poder lanzarlo al mercado y que las cifras de estudio sean fiables. Esta función es una de las que cumple el focus group en el estudio de mercado. En este sentido, el Lean Startup nos agiliza estas labores indispensables para las empresas.

El lanzamiento de este “producto inacabado“nos permitirá recabar datos, saber qué mejorar y conocer mejor a nuestros compradores. Esta metodología te ayudará a ahorrar tiempo, dinero y testear si nuestro producto será, o no, bien recibido en el mercado, algunos de los múltiples beneficios del Lean Sturtup que nos trae esta metodología.

Es esencial que la metodología se integre en el día a día de la startup, así conseguiremos acelerar el proyecto efectuando pequeños cambios en el producto de forma rápida y económica.

Si tu startup ya cuenta con este método bien hecho, si por el contrario no lo conocías presta atención al Lean Startup. Un método que ha revolucionado el mundo del emprendedor y las startups.

Fases para desarrollar el método Lean Startup

El Lean Strartup trata de comprobar cuál sería el resultado del lanzamiento de un producto. Ello lo hace a través del lanzamiento a pequeña escala del producto o servicio. Esta metodología pretende recortar el ciclo de desarrollo con estas 5 fases:

  • Plantear una hipótesis: tras la idea del negocio que hayamos desarrollado hay que plantear una hipótesis sobre el funcionamiento del producto o servicio en el mercado.
  • Validar la hipótesis: esta supone crear un producto con las características mínimas para analizar la recepción del producto en el mercado.
  • Medir los resultados: obtener la métricas de todo es esencial para poder analizar. Cualquier información sobre la aceptación y las expectativas nos puede servir.
  • Genera aprendizaje validado: tras en análisis de los resultados implementa los ajustes o cambios oportunos.
  • Repetir el proceso: pon en marcha los pasos anteriores con el producto o servicio mejorado.

Estas son las fases de implementación de la metodología Lean Startup en la empresa. Unos sencillos pasos cargados de beneficios que te explicamos a continuación.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No