Cómo atraer al talento humano a la empresa

La gestión del talento es la actual forma que tienen las empresas y organizaciones para posicionarse estratégicamente ante sus competidores. En la lucha por atraer, desarrollar y mantener el talento humano en las organizaciones es cada vez más importante la planificación de las estrategias. Es decir, saber cómo atraer al talento humano a la empresa.

El departamento de recursos humanos de una empresa ha de dedicar tiempo y esfuerzos a las gestión del talento si pretende entrar en la competición por el talento. De esta forma son capaces de aumentar la productividad y fortalecer la competitividad en su mercado. Las estrategias de atracción y retención son esenciales para aumentar el compromiso y reducir la fuga del talento.

En este artículo vamos a analiza 4 estrategias de atracción del talento para nuestra empresa.

Formas de atraer a los profesionales talentosos a nuestra empresa

tsyhun || Shutterstock

4 estrategias para atraer el talento

Existen diferentes estrategias de atracción y retención posterior de talento en el mundo laboral. Los beneficios de la gestión de talentos y la compensación de los logros obtenidos se han establecido como parámetros válidos para aumentar la satisfacción y el compromiso entre los empleados y con la empresa.

1. Ofrecer las mejores condiciones

Ofrecer las mejores condiciones a nuestros trabajadores es un trato justo. Debemos de tener os en cuenta que los empleados dedican la mayoría de su tiempo a su trabajo. Y que por esto, ellos esperan que sus esfuerzos sean recompensados. Ya sea por medio de una retribución que cubra sus necesidades y expectativas, o por cualquier forma de reconocimiento.

Estas condiciones son sencillas. Hacen referencia a detalles como instalaciones cómodas, equipos de trabajo en buena forma, políticas de gestión de talento así como, garantías de salud y seguridad en el trabajo. Son algunos condicionantes fundamentales que atraen a las personas a nuestra empresa y que les ayudan a continuar entre nosotros. Así como a desarrollarse laboralmente de forma eficaz.

2. Reconocer los logros

A todas las personas les gusta que se valore su esfuerzo. Por ello, establecer una política de retribución económica justa es muy importante. Una buena forma de hacerlo es en base a los logros conseguidos por los empleados. Esta técnica impulsa a que los empleados desarrollen su trabajo de la forma más eficaz posible, así como a que cultiven sus actitudes de cara a lograr los objetivos que se le han propuesto.


Recompensar económicamente los buenos rendimientos crea un mayor grado de compromiso entre la empresa u organización y la persona y ya no solo laboralmente .

3. Establecer el salario emocional

No solo el aspecto monetario es el único factor que se tiene en cuenta en el proceso de motivación laboral. El salario emocional es aquel que hace sentirse a los empleados cómodos, felices valorados y satisfechos con su trabajo. La medición es complicada ya que se trata de un valor agregado que renueva la conexión entre la empresa y el empleado mejorando el compromiso que existe entre ambos.

Este incluye acciones como el reconocimiento de los logros, el respeto, la flexibilidad laboral y la conciliación entre la vida personal y laboral.

4. Apoyar al desarrollo

Por último es muy importante apoyar el desarrollo. Como personas los empleados deben desarrollar sus capacidades y evolucionar profesionalmente todo lo que su talento y potencial les permita.

Esta es una máxima que las empresas y organizaciones deben entender y  potenciar. Por ello, debemos crear programas que permitan la captación y el continuo aprendizaje. También establecer programas de promoción interna. Es decir, Esto permite a los trabajadores prosperar por sus méritos y logros profesionales.

La organización debe tener en cuenta que todas las personas aspiran a tener las mejores condiciones laborales. Aquellas que les permitan desarrollar sus talentos y compaginarla con su vida personal.  Si alguno de nuestros competidores les ofrece mejores condiciones pueden abandonarnos repentinamente.

Para evitar estas situaciones la empresa debe trabajar en planes que fortalezcan la relación de los trabajadores con la empresa. Obtener equipos de trabajo satisfechos y comprometidos es uno de los objetivos principales de la gestión del talento humano en las organizaciones. Ahora que ya sabes cómo atraer al talento humano a la empresa pon en marcha todas esta técnicas y no dejes perder al talento.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No