Cómo se fomenta la implicación en la empresa

Laura Sánchez

Para fomentar la implicación en la empresa de nuestros empleados necesitamos una cultura basada en la innovación.




Pero, ¿cómo se fomenta la implicación en la empresa? Para lograr este reto, hay que detenerse en los siguientes aspectos:

  • Tolerar el fracaso. No pasa nada por equivocarse, y sí pasa por no intentarlo. Se tolera el fracaso pero no se tolera que no se intente avanzar, aunque fracasemos en ese avance.Ayudas para mujeres emprendedoras
  • Penalizar el conservadurismo. No nos referimos a las ideas políticas, sino al modo de gobernar la compañía.
  • Reducir el proceso de criba de ideas innovadoras. Las buenas ideas normalmente vienen de abajo, de grupos heterogéneos con libertad para pensar, porque arriba del todo los directivos controlan la cuenta de resultados. La mayor fuente de innovación es entender al público, y entiende al público quien elabora y vende el producto. De esta manera se fomenta la implicación en la empresa.
  • Acelerar los procesos. A veces no es que cribemos las ideas sino que somos lentos poniendo en marcha esas ideas.
  • Proponer metas cuantificables. Para fomentar la implicación en la empresa hay que marcarse retos desafiantes pero realistas, y que involucren a toda la empresa. De esta manera logramos un mayor compromiso por parte de los empleados.
  • Lo que no se mide no se gobierna. Hay que medir qué es más innovador, quién lo es… para tomarlo en serio. Las compañías miden los ingresos, pero no las causas (la innovación, el compromiso de los empleados…).
  • Crear un entorno de libertad y atrevimiento. Las personas queremos trabajar en libertad y tener incentivos. La planificación sin incentivos implica pérdida de oportunidades.
  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No