¿Para qué sirve un plan de negocio?

Siempre hemos escuchado que antes de emprender un camino empresarial es necesario realizar un plan de negocio en el que plasmemos nuestro proyecto y mostremos qué es lo que queremos hacer y cómo vamos a desarrollar la idea que tenemos. Sin duda, esto es así. El plan de negocio es imprescindible si queremos asegurar la viabilidad económica de una empresa y no fracasar en los primeros compases de la actividad.

Si te preguntas por qué es tan necesario, aquí puedes conocer para qué sirve un plan de negocio y cómo puede ayudarte a que la empresa funcione correctamente y te aporte los beneficios que deseas. La importancia del plan de negocio es tal, que no podrás empezar un proyecto empresarial sin que hayas realizado uno.

Objetivos del plan de negocio

Cuando te decides a ser emprendedor y empiezas dar los primeros pasos para crear un negocio te das cuenta de la importancia del plan de negocio. No es posible montar una empresa intentando solucionar los problemas que van surgiendo de forma aislada. Para ello, es necesario organizar un plan totalmente coordinado que muestre todos los puntos claves de nuestra nueva empresa. Además, aquí puedes ver todos los objetivos de plan de negocio que te harán darte cuenta de su importancia.

Objetivos del plan de negocio

Imágenes: imtmphoto || Shutterstock

Descripción del negocio

Este es uno de los puntos principales de un plan de negocio. En él se explica cuál es la idea de negocio, el producto o servicio que vamos a ofrecer y cuál va a ser nuestro modelo de negocio. Esto es muy importante porque también ayuda al emprendedor a tener una mayor claridad sobre cuál va ser el objetivo de su empresa. Esto ya no es una idea, es un negocio, y debemos concretarlo al máximo para saber a qué nos vamos a dedicar.

Plantilla Power Point Plan de Empresa

Conocer el mercado y la competencia

Saber dónde nos metemos y contra quién vamos a competir es fundamental antes de iniciar un negocio. En el plan de negocio realizaremos un estudio de mercado que nos permitirá conocer cuál es la situación empresarial del sector en que nos adentramos. Uno de los objetivos principales del plan de negocio es analizar a la competencia, conocer el tipo de clientes, los proveedores, los canales de distribución para saber cómo nos podemos mover y si existe alguna oportunidad de negocio que podamos aprovechar.

También servirá para conocer cuáles son nuestros competidores más directos y qué es lo que están haciendo para conseguir clientes. El objetivo será identificar su estrategia para diferenciarnos correctamente. Nos permitirá saber si existen productos sustitutivos. De esta forma también sabremos la necesidad que tendrán los clientes de consumir nuestros productos o marcas.


 

Guía de acciones para el emprendedor

Emprender un negocio y la improvisación no se llevan del todo bien. Aunque es posible que, en ocasiones, tengamos que tomar decisiones improvisadas sobre algún aspecto, debemos tener claro que todo debe estar claro antes de iniciar nuestra nueva andadura en el mundo de los negocios.

Por ello, el plan de negocio sirve de guía para saber cuáles son los pasos a seguir en cada de momento. Nos ayudará a entender las claves que convertirán nuestra empresa en un negocio exitoso y nos ayudará a saber qué es lo que tenemos que hacer en cada momento.

También ayudará al emprendedor a saber cuáles son los objetivos empresariales marcados en cada una de las etapas y hacer un seguimiento de la actividad de la empresa, valorando si se están cumpliendo las previsiones y los plazos establecidos.

Viabilidad del proyecto

Para muchos el objetivo más importante del plan de negocio. El plan de negocio sirve en líneas generales para describir nuestro proyecto y saber si nuestra empresa es viable. De esta forma, nos servirá para saber si de verdad vale la pena crear un negocio o, si por otro lado, es mejor dejarlo y emprender otro.

Es necesario para conocer cuáles serán los costes de la empresa y las proyecciones de venta, que nos permitirán saber si la empresa es capaz de llegar a dar beneficios. Solo de esta forma podremos saber cuánto dinero necesitamos para nuestra empresa.

Conseguir financiación

Por último, cuando ya tenemos planteado todo el desarrollo del que va a ser nuestro negocio, solo necesitamos el dinero. Por ello, el último objetivo del plan de negocio es conseguir la financiación necesario para poner en marcha nuestra empresa. Por ello, debemos conseguir que nuestro plan de negocio sea capaz de convencer a entidades financieras e inversores.

Obtener financiación para empresas, depende de la confianza que transmitan los proyectos empresariales a las personas que lo lean. A estas personas les interesarán los números económicas y financieros que nos permitirán conocer si será rentable invertir en el negocio o si se podrá devolver el dinero prestado.