¿Cómo elaborar un presupuesto para un cliente?

Gemma García

La relación con nuestros clientes es una de las claves del éxito de un negocio. Encontrar los que más nos interesan y cubrir sus expectativas forma parte esencial de las atribuciones de un emprendedor. Al ofrecer nuestros servicios, serán muchos los que quieran que incluyamos un detalle de los costes en el proyecto que les presentemos. Te preguntas ¿cómo elaborar un presupuesto para un cliente? Aquí encontrarás las respuestas.

Está claro que uno de los apartados más complicados al elaborar un presupuesto para un cliente es el de fijar precios. ¡Ojo! no es lo único de lo que debes preocuparte, pero sin duda tienes que ofrecer unos precios competitivos y que, a la vez, sean rentables para tu negocio. Encontrar ese equilibrio requiere una dedicación y una justificación para convencer al posible cliente ¡No escatimes esfuerzos en la preparación de cada presupuesto para un cliente!


Cómo hacer un presupuesto

Imagen: create jobs 51 || Shutterstock

Pasos para hacer un presupuesto

¿Cuál es el planteamiento correcto para hacer un presupuesto? Como se ha indicado, tú, como prestador del servicio, debes plasmar un precio por tu trabajo que sea digno y competitivo. Este es el gran dilema y dónde se cometen los mayores errores, igualmente graves por defecto o exceso. Es decir:

  • Un precio demasiado bajo devalúa tu trabajo. No sólo tendrás un problema para cubrir los costes de tu empresa, es que la imagen que transmites es de un producto de menor calidad. No pienses, además, que esta posición inicial es ventajosa para luego ir subiendo los precios. Muy al contrario, una vez percibido como low cost, te resultará complicado justificar un aumento de tarifas.
  • Un precio excesivo. Si estás muy por encima de los precios medios de tu mercado, muchos clientes ni siquiera se van a plantear iniciar una negociación contigo. Si vas a moverte en la gama alta de tarifas, tienes que asegurarte de dejar claro el plus que tu producto o servicio aporta frente al resto de competidores.

Pero, no solo de precios vive un presupuesto. Hay mucha otra información del presupuesto de la que no olvidarse. Este es el paso a paso de la elaboración de un presupuesto para un cliente:

  1. Establecer los criterios básicos de nuestra empresa para fijar precios. Este trabajo previo es imprescindible. Hay que valorar factores como los costes, el margen de beneficio, el precio de mercado o las promociones. Sólo teniendo estos elementos en cuenta seremos capaces de hacer un presupuesto coherente.
  2. Incluir los datos completos del cliente y de nuestra empresa: razón social, NIF o CIF, domicilio fiscal y datos de contacto.
  3. Especificar en el epígrafe del “Concepto” los detalles del producto o servicio que se ofrece. Puedes incluir apartados como horas de trabajo, materiales, costes asociados… Debes detallar el coste por unidad y el coste total de la cantidad que se presupueste.
  4. Desglosado en Base Imponible, porcentaje de IVA y otros impuestos aplicables, e Importe Total.
  5. Datos de pago. Un asunto esencial del que no puedes olvidarte en tu presupuesto es cómo y cuándo propones que se haga del pago del intercambio. En el caso de que se necesite una fuerte inversión previa en materiales, servicios a terceros o licencias, conviene acordar un adelanto a cuenta del importe final.
  6. Otros elementos que es interesante incluir en el presupuesto son: los plazos de entrega, la cobertura de garantías, el servicio técnico si viene al caso y condiciones legales que consideremos esencial poner en conocimiento de nuestros clientes.

Te recomendamos que redactes un documento sencillo y sin florituras, en el que tu cliente vea reflejado que has realizado un análisis específico para dar respuesta a sus necesidades concretas. No está de más que la respuesta a ¿cómo elaborar un presupuesto para un cliente? incluya la metodología de trabajo de tu empresa y cualquier extra que ofrezcas.

Tipos de presupuestos

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No