¿Cuáles son las diferencias entre la contabilidad y la tesorería?

Gemma García

En el ámbito empresarial es innegable la trascendencia de todo lo relacionado con el dinero. Pero esta es un área especialmente farragosa que, salvo para los expertos, genera confusiones entre términos y conceptos que es difícil diferenciar a primera vista. Una de las dudas más peligrosas es la de no saber la diferencia entre tesorería y contabilidad. Baste pensar que en muchas ocasiones se aúnan en un mismo departamento, lo que contribuye a hacer más evidente este lío.

En esta línea, conviene resaltar que todos los expertos señalan la necesidad de segregar las funciones entre tesorería y contabilidad, esto es, que se dejen en manos de personas distintas. Entre otras cosas, esta diferenciación contribuye de manera muy eficaz a evitar que se produzcan incorrecciones o, incluso, fraudes. Y a que tu empresa funcione de una forma mucho más eficaz como vas a comprobar.

Tesorería y contabilidad

Imagen: allstars || Shutterstock

Contabilidad y tesorería

Para que te hagas una primera idea de la diferencia entre estos dos términos piensa que, cuando hablamos de tesorería nos referimos a la liquidez del negocio en cada momento. La contabilidad de la empresa, por su parte, detalla la información financiera de la empresa, con las cuantías de gastos e ingresos, las previsiones y el patrimonio. Resumimos las principales funciones de ambos:


Entre las principales funciones de la tesorería encontramos:

  1. administración y manejo de los fondos financieros
  2. gestión de pagos y cobros teniendo en cuenta el flujo de caja y la legislación reguladora vigente.

Sin embargo, el objeto de la contabilidad es diferente. Aquí podemos ver las funciones del departamento contable más importantes:

  1. Proporcionar en un momento dado información ordenada de los movimientos financieros de la empresa, manteniendo la atención en el cumplimiento de los objetivos y las metas planificados.
  2. Registrar todas las operaciones de ingresos y salidas, sistematizados por áreas y departamentos.

Los límites de actuación de ambas están muy difuminados en algunas materias. Y sin embargo, sus resultados pueden diferir en ciertos instantes. Por ejemplo, tu empresa tiene presupuestados unos beneficios fantásticos para este año, lo que implica una contabilidad excelente. Pero, como los cobros a tus clientes se harán a 90 días y debes asumir los gastos de producción y los pagos de impuestos, en esas fechas la tesorería se queda temblando.

Con ello se demuestra que para que una PYME funcione, debe haber una planificación de tesorería que te asegure disponer siempre de una liquidez positiva para afrontar cualquier imprevisto. En el caso de las grandes compañías, con mejor acceso a líneas de financiación y otros recursos monetarios, se puede jugar más al límite.

Relaciones entre tesorería y contabilidad

Como adelantábamos, estas estrechas relaciones entre tesorería y contabilidad se defienden mejor si no están bajo la responsabilidad de la misma persona. Es cierto que una empresa de reducidas dimensiones puede tener complicada la contratación de dos personas en lugar de una para gestionar sus cuentas. De hecho, es más que habitual tener un solo un contable-tesorero.

Lo que debes tener claro es que tú como empresario debes estar pendiente y supervisando los dos asuntos con el mismo tesón y buscando el equilibrio entre esos dos resultados. Si tu empresa dejase de tener beneficios, su valor iría cayendo porque no crearía valor. El resultado sería la desaparición de tu negocio. Pero, si tu día a día es el de la falta de disponible para afrontar cualquier gasto, al final sería una más de las muchas que quiebran por no tener liquidez.

La mejor manera de evitar que haya desajustes o incidentes en tu tesorería y en tu contabilidad es que planifiques un buen sistema de seguimiento de la tesorería, que prevea con suficiente anticipación cada entrada y salida de dinero. Así, tendrías disponibilidad de solventar cualquier posible problema sin agobios de tiempo. Porque, más allá de la evidente diferencia entre tesorería y contabilidad, es trascendental que ambas funcionen con la precisión de un reloj.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No