Importancia de la organización de una empresa

Iván García
La organización desempeña una parte fundamental para conseguir el éxito en cualquier gestión empresarial. Una adecuada organización de la empresa proporciona los métodos para que las tareas se realicen de una manera correcta, reduciendo así los costos, evitando la lentitud y la duplicidad de esfuerzos al determinar las responsabilidades de cada trabajadores. De alguna manera, esto también contribuye a emplear mejor los recursos y medios disponibles.  Es preciso, además , conocer lo que implica cada puesto y si acarrea un gasto innecesario. Todo ello se encuadra dentro de la necesidad de una correcta organización de la empresa.

Plantilla agenda organizadora

¿Para qué sirve la organización de una empresa?

Nunca hay que pasar por alto importancia de la organización empresarial. Este concepto engloba la estructuración, organización e integración de los recursos y unidades organizativas de una compañía, además del establecimiento de las atribuciones y las relaciones entre ellos.

Permite realizar una utilización más eficiente de los medios de la empresa para que pueda desarrollar tus tareas y actividades en la búsqueda de los objetivos de la empresa marcados. Esto supone también que haya una mejor coordinación entre las distintas escalas de la compañía, y un mayor control sobre el trabajo del personal.

La organización de una entidad comienza por la división de la misma en áreas o departamentos, que aglutinan una serie de actividades con cierta semejanza, además de establecerse unas relaciones jerárquicas entre ellas.

Dentro de una empresa, la organización precisa de un trabajo permanente por parte de los distintos actores que participan en ella, ya sean directivos o empleados. Resulta un proceso básico en el que se muestran las funciones que corresponden a cada puesto.

¿Por qué es importante la organización empresarial?

Una buena organización empresarial permitirá a las compañías conseguir unos mejores resultados con los recursos disponibles, disminuyendo los costes y mejorando los plazos de ejecución de los proyectos.

Una buena comunicación ocupa un lugar en la importancia de la organización empresarial. Con los distintos niveles de administración, los mensajes se confundirían al pasar de un área a otra, acarreando confusiones, incidencias o una nefasta atención al usuario. En la mayoría de las ocasiones podría originar las quejas de los clientes y la reducción de negocios y demandas.

Otro aspecto a tener en cuenta de la importancia de la organización empresarial es la posibilidad de fomentar el trabajo en conjunto. Esto supondrá la cooperación entre áreas y provocando un ambiente saludable. De esta manera los empleados se encontrarán más cómodos y conseguirán realizar sus tareas con más productividad. De lo contrario adquirirían una conducta más pasiva, con riesgo de fraudes y robos.

El líder de la compañía debe ser el que asuma las labores de comunicación, quien debe tener presente que el éxito del negocio dependerá en gran medida de los mensajes que transmita. Cuanto más directo y claro resulte, mejor para todos.

A modo de conclusión se puede asegurar que la organización empresarial es una de las partes esenciales de cualquier negocio, en gran medida porque presenta uno de los puntos de unión para la construcción de las mecánicas adecuadas para su administración. En ella se concretas las tareas y funciones, además de especificar las obligaciones de las autoridades y las relaciones entre los distintos puestos.

Para ello, se hace imprescindible fijar unas líneas de comunicación entre los distintos departamentos para poder establecer así las necesidades que tiene la compañía. Esto puede conseguirse a través de un plan de comunicación interna que nos permita solucionar algún problema de comunicación que detectemos.

Sin lugar a dudas, la importancia de la organización empresarial ocupa un lugar preferente en cualquier negocio, porque en definitiva establece el diseño, estructura y procesos necesarios para alcanzar las metas que se propongan, disminuyendo los esfuerzos y aumentando la productividad, siempre de una manera lo más eficiente posible.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No